Páginas vistas en total

Como un gato

...Y así, El Vagabundo tuvo otra oportunidad de vida. Derrotada la señora de la guadaña y ganada la batalla a la muerte, vuelvo a buscar la recogida de la vulgaridad para destrozarla. Vuelve la radio a envolver la señorial noche. Vuelvo a mojarme con la fina lluvia y el frío relente.

El Vagabundo vuelve para oír la banda sonora de la naturaleza, vuelve la radio a alcanzar la esencia diplomática y verdadera, vuelve la filosofía a dejar su sello. El Vagabundo te dice que tú tampoco has muerto. Alza tu mirada y descubre que el cielo está lleno de estrellas. Levanta tu mano para alcanzarlas y comprobarás que puedes tocarlas. Tú puedes. Da golpes y más golpes en la mesa del desequilibrio. Ya estuviste bastante tiempo muerto hermano. Lucha contra todo y ante todo.

Destruyamos la vulgaridad. Acabemos con las carcajadas desafiantes y matemos la intolerancia, la incomprensión, los sectarismos... Inspirémonos en  Freud, Descartes, Shakespeare, Gustavo Bueno, Antonio Gala, Alberti, Oscar Wilde, Picasso, Goethe, Séneca... Plagiemos a esos hombres que llenaron el mundo de formas, de ideas, de poesías, de pintura, de belleza, de sentimientos... El Vagabundo quiere amalgamar toda la escala cromática capaz de aglutinar. En esta noche de resurrección quiero apandillar a las personas más capaces. Quiero reclutar las frases más hermosas y oír las palabras más desconocidas.

Este viejo mendigo de la palabra vuelve a la radio para reunirse con los más bondadosos y humildes seres que le han esperado. Vuelve la reunión de los consecuentes y el dinamismo de la palabra. Regresa la radio en la noche a ser lo que fue: un congreso de minoritarios amantes de la belleza.

Paco Morán (21-12-94)

El lujo no tiene nada que ver con lo bello

Narraciones escritas por Paco Morán









Si deseas recibir estas narraciónes recitadas, pídela a antenahuelva@hotmail.com